Blog

Cómo cambiar una rueda fácilmente

Volver
Inicio Blog Cómo cambiar una rueda fácilmente

13 dic

6 Me gusta

Cómo cambiar una rueda fácilmente

Mantener el vehículo propio a punto es importante, pero esto se vuelve aún más necesario si se va a realizar una salida. Aun así, muchas veces surgen imprevistos que pueden dar más de un quebradero de cabeza a aquellos que deciden emprender un viaje. De hecho, según la Comunidad del Taller, la mayoría de los conductores de nuestro país no sabe llevar a cabo un cambio de neumáticos. Para afrontar este problema, en Alquiber hemos decidido contar cómo hacerlo paso a paso.

1. Buscar una zona segura

En primer lugar, es fundamental encontrar un sitio seguro para no tener que lidiar con riesgos innecesarios. Recordamos que el uso del chaleco reflectante es obligatorio, así como la colocación de los triángulos de preseñalización de peligro. Estos deben ser visibles a 100 metros y haber sido situados como mínimo a 50 metros del vehículo. También es importante encender las luces de emergencia y, si es de noche, las de corto alcance.

2. Localizar las herramientas

Es preciso tener a mano las herramientas que se van a utilizar para cambiar la rueda pinchada: el neumático de repuesto, el gato, la llave y el adaptador si el coche lleva tornillos o tuercas de seguridad.

3. Ponerse manos a la obra

cambiar una rueda facilmente

Una vez situado el coche en una superficie llana y segura, lo siguiente será aflojar las tuercas de la rueda con la llave, pero sin soltarlas del todo. Es más fácil hacerlo antes de levantar el coche con el gato.

Tras esto, es conveniente consultar el manual de usuario del vehículo para saber exactamente dónde colocar el gato. Cuando se haya instalado, se elevará el automóvil unos 15 centímetros del suelo y se procederá a extraer las tuercas y el neumático pinchado. Es entonces cuando se deberá colocar la rueda nueva y se apretarán manualmente las tuercas para fijarla.

Llegados a este punto, se bajará el coche con suavidad y se acabarán de ajustar las tuercas con la llave para que el neumático quede seguro y fijo.

4. Dejar todo en orden

Para no poner en riesgo a los demás, es esencial dejar el área como ha sido encontrada. Por ello, la rueda pinchada se ubicará donde estaba la rueda de repuesto y se guardarán las herramientas que se hayan empleado. ¡No te olvides de recoger los triángulos!


Quizás te puede interesar:


5. Seguir las recomendaciones

Aunque parezca una obviedad, seguir las recomendaciones del fabricante es fundamental para mantener el coche en óptimas condiciones. Además, revisar los neumáticos antes de salir de viaje, llevar una rueda de repuesto o un kit antipinchazos y fijarse en el indicador de desgaste de la rueda puede ayudar a prevenir un posible accidente.

Sin duda, a nadie le gusta tener un reventón o pinchazo en la carretera, pero el hecho de estar preparados para afrontar la situación puede hacer que el conductor ahorre tiempo y dinero. Aún así, lo más importante en este tipo de situaciones es mantener la calma e intentar buscar una solución segura y eficaz.

Compartir en:

Publicaciones destacadas

Top 20 canciones para conducir

Ganadores del sorteo Medio Maratón de ...

¿Qué es la válvula EGR?

Últimas publicaciones

Cómo proteger tu coche del frío en la calle

Alquilar un camión frigorífico - Ventajas ...

Conducir con lluvia: ¿qué debes saber?

Suscríbete a nuestra newsletter

+

Calcula tu presupuesto

Solicitar presupuesto para*

Tipo de vehículo*:

Datos personales:

Dirección fiscal: